2013-06-15 08:30:00

Parkinson’s: Exploración realista de las opciones de cuidado a largo plazo

 
Parte 3 de 3

DENVER, Colo.--Uno de los mayores problemas que enfrentan las familias con un pariente anciano es determinar qué tipo de cuidado a largo plazo es adecuada y realista para su situación individual. El tema del cuidado de los ancianos es abrumadoramente compleja y difícil de navegar, especialmente para los ancianos que son afligidos por la enfermedad, la pobreza, o son parte de la minoría étnica. Como norma cultural, los latinos y otros grupos étnicos minoritarios son más propensos a elegir la atención domiciliaria como una primera opción para un ser querido.

"Al explorar cuidado a largo plazo para los pacientes con Parkinson es bueno saber que necesitan cuidado en el hogar debido a que Parkinson principalmente trata con la cognición y problemas de movilidad. Por lo tanto, las personas enfermas realmente necesita más ayuda con cosas como bañarse, vestirse y transporte ", explicó Cheryl Siefert, Directora Ejecutiva de la Asociación de Parkinson de los Rockies. "El ejercicio, ejercicio, ejercicio - No puedo enfatizar esto lo suficiente", enfatizó Siefert. "La gente no suele pensar en ello, sobre todo si no es parte de su rutina diaria, pero cual realmente hace una gran diferencia para las personas con Parkinson."

Ella explicó que otras cosas que deberían tomar en cuenta para el cuidado a largo plazo para los cuidadores de la familia es la adaptación de su casa y asegurarse de que la casa sea segura mediante la eliminación de los obstáculos físicos y peligrosos, tales como alfombras sueltas. La comprensión de la enfermedad y sus complicaciones y limitaciones fueron otros factores que Siefert estreso a las familias.

"En mi experiencia, los latinos tienden no buscar atención residencial para sus ancianos", afirmó Siefert, explicando que las normas y tradiciones culturales les impiden la búsqueda de servicios residenciales para el cuidado de sus ancianos. "Esto es lamentable, porque nuestros servicios residenciales son muy atentos y maravilloso."

Debido a que la enfermedad de Parkinson tiene sus propios problemas en el aria del cuidado, es importante para las personas con Parkinson y sus familiares considerar todas las opciones disponibles para ellos. La elección personal e íntima del cuidado en el hogar o el cuidado asistido debe ser determinado tomando varios factores encuenta , entre ellos las recomendaciones del médico, el nivel de cuidado necesario, la situación financiera, la disponibilidad del cuidador, la etapa de la enfermedad, entre algunos factores.

Si los miembros de la familia deciden ser los cuidadores deben saber de antemano cuáles son las situaciones que pueden enfrentar en el cuidado de una persona con la enfermedad de Parkinson. La gravedad y frecuencia de los síntomas pueden variar de día a día y desde la mañana a la noche, mientras que en la mañana una persona con Parkinson puede ser físicamente capaz de tareas tales como caminar y bañarse, pueda que por la noche haiga problemas con el simple hecho de moverse o hablar. Los síntomas también pueden variar mucho dependiendo de los medicamentos que se utilizan y la combinación de otros problemas de salud actuales, como la diabetes.

"Los procedimientos médicos y la administración de medicamentos que antes se hacía por una enfermera certificada ahora se está haciendo por un cuidador familiar - hacen cosas como las inyecciones, cuidado de heridas y la supervisión de dietas especiales", explicó Susan Reinhard, Vicepresidente de Políticas Públicas de AARP, durante la presentación de un estudio hecho en el 2012 realizado por AARP Public Policy Institute y United Hospital Fund (El Hospital Unido e Instituto de Póliza Publica de AARP), titulado "Home Alone (En casa a solas): Cuidadores de Familia que Proporcionar cuidados de enfermedades crónicas que son complejas."

Para algunas personas que están en las etapas primeras y ha mediadas de la enfermedad de Parkinson, la vida asistida puede ser una opción viable, esto permitirá la mayor independencia y un mejor acceso al personal médico cuando es necesario para la persona enferma. La Fundación Nacional de Parkinson tiene una lista en su sitio web de las cosas que se consideran cuando están en la búsqueda de un centro de asistencia, desde la revisión de la capacidad del edificio a la disponibilidad del personal médico, el servicio de alimentos y los costos mensuales para sobrevivir.

Colocación en un hogar de cuidados es el último recurso para algunas personas, pero a veces la decisión es de la mayor necesidad. "Hay que hacer preguntas como,‘¿cuántos pacientes con Parkinson’s hay?’ y ‘¿Cuánto tiempo han estado tratando pacientes con Parkinson?’ Es muy importante para los pacientes de Parkinson que sus medicamentos se toman en un regimiento de tiempo específico, ya que con los medicamentos de Parkinson no hay 'tiempo de espera' para tomar estos medicamentos," estreso Reinhard. "Muchas veces, en hogares de cuidados, las enfermeras administran medicamentos a los pacientes dentro de un tiempo de espera."

Lamentablemente, el pago de la atención a largo plazo es el factor que determina cual camino tomaran. La mayoría de las organizaciones ofrecen servicios para ayudar a navegar por los laberintos confusos del Medicare y Medicaid, incluyendo la Asociación de Parkinson de los Rockies. La mayoría del tiempo las personas mayores o sus familiares tienen que juntar diferente recursos financieros, como el seguro de la discapacidad, ahorros para la jubilación y el seguro privado para cubrir los costos del envejecimiento.

Recursos de Enfermedad de Parkinson

Recursos en Colorado: Asociación de Parkinson de los Rockies (Parkinson Association of the Rockies), info y línea de ayuda: 303/861-1810, 1-866-718-2996, www.parkinsonrockies.org.

Instituto Neurológico de Colorado, info y línea de ayuda: 1-855-463-6264, o 303/357-5455, www.thecni.org.

Recursos adicionales: Fundación Nacional de Parkinson, línea de ayuda bilingüe :1-800-473-4636, www.parkinson.org.

Eldercare Service (Servicios pawww.eldercare.govra Ancianos), línea de ayuda bilingüe :1-800-677-1116, www.eldercare.gov.

Family Caregiver Alliance (Cuidador para Familias), 1-800-445-8106, www.caregiver.org.

Cristina Frésquez escribió este artículo para The Weekly Issue/El Semanario con apoyo del programa MetLife Foundation Journalists in Aging Fellowship, un proyecto de New America Media y el Gerontological Society of America. Traducido por Rosary Rodríguez